no tenemos planeta B

FOTO: SUMINISTROSYDESECHABLES.COM

¿Quién creo las tapas de los envases de café?

La historia de un invento que te permite caminar con tu café para llevar sin quemarte en el intento.

Publicado: 2013-10-27

A finales de los 70s, cuando uno ordenaba café para llevar, usualmente se tenía que hacer un orificio en la tapa de plástico si uno quería tomarlo. Esta maniobra era tan extraña que uno se arriesgaba a quemarse la mano. 

Por ello, en los 80s, diversos ingenieros especializados en el envasado de la comida trataron de arreglar el problema. William y Kenneth Dart, de la Corporación "Dart Container", crearon una de las primeras nuevas tapas para tazas de café descartables, patentando en 1981 un disco de plástico con una lengüeta que se presionaba hacia abajo y que funcionaba como válvula. 

Los inventores lo llamaron "el estribo comprometedor de labios"; uno lo presionaba con el labio superior para dejar salir un chorro de café. Una vez que se terminaba de tomar, la lengüeta volvía a su lugar para evitar derrames. (Kenneth Dart, que hizo una fortuna con este negocio, renunció luego a su ciudadanía y se mudó a Belice, donde no estaba afecto a los impuestos estadounidenses) 

Las tapas de la Corporación "Dart Container" -y los otros parecidas a ella- fueron diseñadas para desanimar a los clientes de empujar las tapas de las tazas de café con agua hirviente. Pero las personas continuaron haciéndolo de todos modos. El caso más famoso fue el de Stella Liebeck quien se quemó en 1992 mientras destapaba una taza de café del McDonalds. 

Ella los demandó y recibió una compensación de $2.86 millones en perjuicios. "Eso mandó a los inventores de Estados Unidos a trabajar", Phil Patton, un historiador de diseño, contó. 

Después del caso Liebeck, las tapas estaban cubiertas de señales de advertencia. Y, "una vez que empezaron a imprimir "Cuidado" en la tapas, las cadenas de restaurantes como Wendy´s, se dieron cuenta que también podían imprimir sus logos en las tapas", siguió contando. 

Las compañías también empezaron a agregar "marcas" para que el cliente pudiera identificar si el café contenía crema o azúcar.

Dado el número de variaciones del diseño básico, es difícil atribuir la actual tapa de café a un sólo inventor. 

Louise Harpman, una arquitecta que, en unión con su pareja, Scott Specht, son dueños de lo que tal vez es la más grande colección de tapas descartables dijo: "En todos los lugares de Estados Unidos hemos encontrado diferencias regionales". 

Ella se muestra neutral con la elegante tapa "Solo Traveler" que tiene un orificio que distribuye el café en sorbos. Diseñada por Jack Clements, la tapa ha sido incluída en la exhibición "Humildes piezas claves" en el Museo de Arte Moderno. 

"Yo pienso que Scott y yo podríamos tener la tapa "Solo Traveler" de la primera edición de 1986", Harpman manifestó. Es imposible saberlo, claro está. Las tapas no están estampadas por fechas.

Traducción adaptada de The New York Times.






Escrito por

Agencias

Noticias de agencias.


Publicado en

Agencias de noticias

Aquí encontrarás las noticias de EFE y diversas agencias que informan en el resto del mundo.